Tempo  12 horas 50 minutos

Coordenadas 11551

Fecha de subida 13 de septiembre de 2018

Fecha de realización septiembre 2018

-
-
1.226 m
214 m
0
86
171
342,7 km

Vista 74 veces, descargada 2 veces

preto de Conxo, Galicia (España)

Catedral de Santa María de Regla

Templo gótico dedicado a Santa María, fue comenzada a construir en el reinado de Alfonso X el Sabio a mediados del siglo XIII sobre la antigua catedral románica, que a su vez ocupaba los terrenos del Palacio Real que cediera Ordoño II para ello y que, a su vez, se asentaba sobre las termas romanas. De planta similar a la catedral francesa de Reims, tiene reducida su planta en 1/3 con respecto a esta. Una característica peculiar es que las torres aparecen separadas de la nave central mediante arbotantes. Su planta es de tres naves, con bóveda de crucería. Trabajaron en ella distintos arquitectos como el Maestro Simón, el Maestro Enrique y Juan Pérez (estos dos empleados por entonces también en la Catedral de Burgos) y el Maestro Jusquín. El cuerpo principal del edificio fue terminado a principios del siglo XIV junto al claustro y la torre norte, mientras que la torre sur fue terminada en el siglo XV, en estilo gótico flamígero. En los siglos XVII y XVIII sufrió modificaciones estéticas por parte de Juan de Náveda y Joaquín de Churriguera, elementos que provocaron daños al edificio y fueron retirados en el siglo XIX por Matías Laviña, Juan Madrazo, Demetrio de los Ríos, Juan Bautista Lázaro y Juan Crisóstomo Torbado, muchos de los cuales llevaron a cabo la intensa restauración decimonónica que salvó el templo de la ruina, además de devolverle su esencia gótica original. Lo más impresionante es su interior, destacando los más de 1.800 metros cuadrados de vidrieras de los siglos XIII al XVI, incluyendo tres grandes rosetones y vidrieras en la parte baja y el triforio, algunas de ellas añadidas en las restauraciones del siglo XIX

Basílica de San Isidoro


Constituye uno de los ejemplos de arte románico más importantes de España y, sin duda, uno de los conjuntos más completos en este estilo, por cuanto que en él confluyen arquitectura, escultura y pintura, albergando en esta última técnica el Panteón Real, llamado por los expertos Capilla Sixtina del Arte Románico.​ Impulsada su construcción por los reyes Fernando I y su esposa Doña Sancha en el siglo XI, originariamente fue un monasterio dedicado a San Juan Bautista, y se supone que anteriormente se asentaba en sus cimientos un templo romano. Con la muerte de San Isidoro, obispo de Sevilla, y con el traslado de sus restos a León, se cambió la titularidad del edificio. Albergó las primeras Cortes de la historia, las Cortes de León, celebradas en 1188

Antiguo Convento de San Marcos

Impulsada su construcción por los Reyes Católicos como sede de la Orden de Caballería de Santiago, puesto que de hecho fue erigido a orillas del río Bernesga y literalmente junto al puente medieval de San Marcos, por el que los peregrinos continuaban el Camino de Santiago, es hoy uno de los monumentos más importantes de León. De estilo plateresco, en su construcción participaron Juan de Orozco, que firmó los planos de la iglesia, Martín de Villarreal, autor de la fachada, y Juan de Badajoz el Mozo, a quien se debe el claustro y la sacristía. En el siglo XVIII se construyó el ala izquierda del edificio, respetando su arquitectura plateresca. Su historia ha estado llena de avatares y su uso original no duró mucho: tras ello ha sido cárcel (en ella encerró el Conde-Duque de Olivares a Francisco de Quevedo), cuartel, sede de los estudios veterinarios, origen de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de León y del Instituto General y Técnico (uno de los tres primeros Institutos de Enseñanza Media creados en España por ley de 1845), fundado en 1846 (hoy IES Padre Isla), e incluso fue campo de concentración durante la Guerra Civil. Actualmente es un parador de cinco estrellas.

Casa Botines


Obra de Antonio Gaudí, de estilo neogótico. Es de planta trapezoidal, flanqueada por cuatro torres rematadas en pináculos. Las ventanas tienen su inspiración en las ventanas del triforio de la catedral leonesa. En la portada hay una talla de San Jorge matando al dragón. El edificio fue concebido para el negocio de tejido en su planta baja y semisótano, destinándose las cuatro plantas restantes a viviendas de renta.

La construcción del edificio se debió a la iniciativa de unos comerciantes de tejidos de León, Simón Fernández Fernández y Mariano Andrés Luna, que estaban relacionados con industriales textiles catalanes, uno de los cuales, Eusebi Güell, recomendó a Gaudí como arquitecto para diseñar la nueva sede del negocio en la capital leonesa, ya que por entonces estaba construyendo cerca de León el Palacio Episcopal de Astorga. Gaudí delegó la dirección de las obras en el constructor Claudi Alsina i Bonafont, uno de sus ayudantes en varias obras en Barcelona, y contó con la colaboración de varios albañiles y artesanos catalanes.

Palacio de los Guzmanes

Palacio de los Guzmanes, sede de la Diputación Provincial de León.
Artículo principal: Palacio de los Guzmanes
Mandado construir por Juan Quiñones y Guzmán, obispo de Calahorra, se comenzó la obra en 1560 bajo la dirección de Rodrigo Gil de Hontañón. El edificio fue adquirido por la Diputación Provincial de León en 1882, teniendo ampliaciones en los años 1973 a 1976 por parte del arquitecto Felipe Moreno. De forma trapezoidal, los dos primeros cuerpos tienen vanos protegidos por rejería, siendo los balcones del superior adintelados, y el tercer cuerpo presenta una galería o paseador con arquillos entre pilastras corintias y gárgolas de grandes dimensiones. Tiene dos puertas del siglo XVI, una de ellas con una estructura de dos columnas jónicas, flanqueadas por dos soldados con los escudos de armas de la familia.

Palacio del Conde Luna

Antigua residencia de la familia Quiñones, condes de Luna, fue realizado en el siglo siglo XIV, época de la que se conserva el cuerpo central de la fachada. Está construido de piedra sillería y tiene cerca de once metros de ancho. La portada es gótica con dintel sobre modillones, un gran arco apuntado cobija el tímpano, y se encuadra en ancho molduraje. Se conserva también uno de los grandes torreones, de finales del siglo XVI, cuando se reformó el palacio al estilo renacentista. El edificio ha tenido diversos usos a través de la historia, además de su función original de residencia de los condes de Luna, como el ser sede del Tribunal de la Inquisición de la ciudad y vivienda particular, entre otros. Cedido al Ayuntamiento por la Fundación Octavio Álvarez Carballo, alberga la sede española de la Universidad de Washington así como la sede de la Fundación León Real.



Plaza Mayor de León

La Plaza Mayor de León, ubicada en el corazón del casco antiguo, fue finalizada en 1677 según planos de Francisco del Piñal siguiendo el ejemplo de otras plazas mayores españolas, en particular la de Madrid. El edificio del Consistorio que preside la plaza es de estilo barroco y fue diseñado por el propio Francisco del Piñal como balcón para que la corporación municipal presidiera los eventos de la plaza.

Antiguo Consistorio

Antigua Casa Consistorial de León, el primitivo ayuntamiento
Ubicado en la Plaza de San Marcelo, fue construido a finales del siglo XVI por Juan de Rivero para ser la sede del gobierno municipal, es de estilo renacentista y consta de tres alas y una escalera interior. Actualmente solo conserva algunas de las concejalías del ayuntamiento.



Iglesia de Palat del Rey

Se trata del templo más antiguo de la ciudad de León, fue fundada en el siglo X por Ramiro II de León y, como su nombre indica, se trata del templo del "Palat" (el Palacio) del rey. De su pasado como oratorio regio de la monarquía leonesa da buena cuenta la propia elección de la dedicación, San Salvador, recordando al templo mayor ovetense, o su uso como panteón de la monarquía, antes de la construcción del que sería el gran mausoleo isidoriano. Del templo original, prerrománico, pueden apreciarse hoy pocos restos, aunque ha sido recientemente restaurada y musealizada.

Iglesia de Nuestra señora del Mercado

La Iglesia de Nuestra Señora del Mercado es una iglesia con planta basilical en forma de sepulcro, siendo más estrecha a los pies. Presenta una portada románica de arco ciego, dos ábsides también románicos decorados con bóveda de horno, capiteles y líneas de imposta con taqueado jaqués. Los pies del edificio se cierran con bóveda de crucería. La torre es obra de Felipe de Cajiga (1598), habiendo sido rematada por Fernando de Compostiza.


Arco de Puerta Castillo.

Arco que desde tiempos romanos era una de las puertas de entrada a la ciudad. Se situaba junto a una fortaleza que se conservó en la Edad Media. Actualmente, la fortaleza o castillo -sede del AHP de León- aún es visible, mientras que el arco de entrada fue reconstruido en el siglo XVIII. Está presidido por una estatua dedicada a Don Pelayo y es la única puerta de entrada a la ciudad que se conserva.



Palacio de los marqueses de Prado.

Se trata de un palacio de estilo barroco del siglo XVII que albergaba la residencia de los marqueses de Prado, señores de Valdetuéjar. Actualmente es el Hospital de Regla. Presenta una fachada barroca en la que se repiten los blasones de los Prado.

Palacio medieval

Embutido en el patio del colegio de las Teresianas se halla el único edificio civil del siglo XII de la ciudad. De planta cuadrada en ruinas, en una cara conserva puerta y ventanas románicas y una escalera interior de caracol. Se desconoce el servicio que se le dio en la Edad Media.


Palacio del marqués de Torreblanca.

Construido en el siglo XVII, consta de grandes dimensiones, planta cuadrada y patio interior, y su fachada está recubierta de ladrillo ornamental. Actualmente es la sede del Recreo Industrial.



Antiguo Edificio de Correos.

Edificado en la primera década del siglo XX por el arquitecto leonés Manuel de Cárdenas, su estilo arquitéctónico trata de no romper la armonía gótica catedralicia. Se observan también influencias de Gaudí en un edificio de gusto neogótico.

Palacio de Don Gutierre

El edificio actual data del siglo XVII y aún conserva el blasón de esta familia, descendientes del emperador Alfonso VII y de Guzmán el Bueno.

Iglesia de San Marcelo

De lo que fuera la iglesia dedicada al centurión romano Marcelo no queda más que una portada gótica. El templo actual es de estilo herreriano, terminado a principios del siglo XVII. Del exterior destaca la torre cuadrada de la iglesia, cubierta de característicos ladrillos, que se asoma a la plaza de Santo Domingo.



Casa de las Carnicerías.

Situada en pleno corazón del Barrio Húmedo, se inició en estilo renacentista a finales del siglo XVI. La fachada, de corte clásico, consta de dos pisos. Actualmente está dedicada a oficinas bancarias.

Capilla del Cristo de la Victoria

De estilo neorrománico, fue realizada a finales del siglo XIX por Demetrio de los Ríos, uno de los restauradores principales de la Catedral de León. La portada imita la puerta del Perdón de la Basílica de San Isidoro de León. En su interior se conserva una escultura gótica del crucificado.

Convento de las Concepcionistas

El Convento de las Concepcionistas, fundado en 1512 por Leonor de Quiñones, presenta una portada románica del antiguo edificio y corredores con pinturas mudéjares. Su iglesia es de una sola nave, con cabecero del siglo XVI, obra de Juan del Ribero. Se conservan en su interior mobiliario artístico, retablos barrocos, pintura y orfebrería.


Palacio Episcopal.

Su construcción comenzó en el siglo XVIII pero no se vio totalmente terminado hasta 1936. Durante años fue la residencia oficial del obispo de León. Posee una estructura cuadrada con un patio en el centro.

Judería de Puente Castro

Destacable es también el Castrum Iudeorum. Los primeros testimonios de presencia judía en la ciudad de León se remontan al siglo X; entonces se documenta la existencia de una próspera comunidad hebraica asentada en el cerro de la Mota, cercana a la actual pedanía de Puente Castro, sobre el curso del río Torío y a la vera del Camino de Santiago, circunstancia esta que favoreció su tradicional dedicación a actividades vinculadas al comercio y la banca. Sin embargo, tras el ataque que la aljama sufrió en el siglo XII a manos del rey de Castilla, sus moradores fueron obligados a abandonarla y asentarse en la ciudad de León, donde crearon una nueva aljama. En la actualidad, se están llevando a cabo una serie de investigaciones y estudios arqueológicos en torno a este yacimiento, dirigidas desde los departamentos de Historia y Patrimonio de la Universidad de León por Jorge Sánchez-Lafuente Pérez y José Luis Avello Álvaro

Murallas de León

La muralla romana de León tiene su origen en una primera fortificación militar de época augustea, en torno al siglo I a. C., y consistía en dos muros paralelos de madera rematados por un parapeto que estaban unidos por un entarimado. Pronto fueron sustituidos por una construida en piedra por la Legio VII en torno al siglo I, cuyos restos aún son visibles en la zona de San Isidoro. En torno a los siglos III y IV se construyó la que puede contemplarse hoy en día. Declarada Monumento Histórico Artístico en junio de 1931, aún quedan en pie muestras que encerraban el recinto de la ciudad en un cuadrilátero que fue rodeado de construcciones y más tarde deformado en las restauraciones de Alfonso V y Alfonso IX, con apertura de nuevas entradas a la ciudad. Está regularmente conservada desde la torre llamada de los Ponces (de origen también romano) hasta Puerta Castillo, y desde aquí hasta la torre de San Isidoro, en total casi la mitad del recinto, aunque con desigual estado de conservación. Se está procediendo actualmente a su restauración.

En cuanto a las cercas medievales, su origen data del siglo X, y fueron construidas para proteger la expansión de la ciudad extramuros de la muralla romana, que en la época romana se denominaba cannaba y que daría lugar al actual Barrio Húmedo. Las actuales murallas datan del siglo XIV y se conservan dos trazados importantes. En medio de su trazado se conserva parcialmente Puerta Moneda, antigua entrada al barrio judío de la ciudad.

Barrio Húmedo


La Plaza Mayor, en el centro del Casco Antiguo y del Barrio Húmedo.
Por Barrio Húmedo se conoce al distrito situado en el viejo León, una zona que abarca los alrededores de la Plaza Mayor y de la Plaza de San Martín o de las Tiendas, a la que van a desembocar un total de siete calles. Esta plaza fue el lugar en torno al cual se concentraban los artesanos, mercaderes y peregrinos de la ciudad de León y que hoy, desaparecidas esas actividades o desplazadas a otros lugares de la ciudad, han sido sustituidas por actividades hoteleras y de esparcimiento.

Su atractivo está en que desde la calle La Rúa hasta la calle Caño Badillo, el paisaje urbano del Barrio Húmedo se llena de bares, cafés y mesones que convierten la zona en la mayor ruta del "tapeo" y en escaparate de las especialidades gastronómicas de la ciudad y de la provincia. Esta circunstancia, unida a la estrechez de sus calles y sus plazas, forman el espacio más típico de la ciudad, caracterizado por su trazado medieval con irregularidades urbanísticas y que es destino obligado para los turistas que visitan la ciudad. El 22 de mayo de 1995 se terminó su peatonalización.

El Barrio Húmedo cuenta también con varios edificios y entornos urbanos destacables; además de las citadas Plaza Mayor y Plaza de San Martín, se encuentra la Plaza del Grano, conocida por conservar su viejo empedrado de canto rodado, estar rodeada de los últimos vestigios de arquitectura tradicional leonesa que quedan en la ciudad y por la iglesia del Mercado. Además de esto, en el barrio se encuentran la casa de las Carnicerías, el palacio de Don Gutierre y el palacio del Conde Luna.

Parques y jardines

Pavo Real en el Parque de Quevedo.
La ciudad de León es una ciudad reconocida por su gran cantidad de zonas verdes, tanto es así que León es la ciudad española que más zonas verdes pone al servicio de sus ciudadanos.103​ León cuenta con 2.196.542 m² de zonas verdes distribuidos por toda la ciudad. Este espacio se encuentra dividido entre numerosos parques, entre los que destacan por tamaño; el Parque del Chantre, Parque de Quevedo, el Jardín del Cid, el Jardín de San Francisco y el Parque de La Granja.

Paseo de Papalaguinda y de la Condesa de Sagasta
Artículo principal: Parques de la Ribera del Bernesga

Paseo de la Condesa de Sagasta
Es el pulmón verde más notable de la ciudad, paralelo al río, se extiende desde el convento de San Marcos hasta las inmediaciones de la plaza de toros, interrumpido por la plaza de Guzmán el bueno, que marca la línea divisoria entre el Paseo de la Condesa, aguas arriba, y el Paseo de Papalaguinda, aguas abajo.

Los orígenes de esta gran zona verde hay que buscarlos a principios del siglo XIX, cuando se planteó el ensanche para unir el casco histórico con el Bernesga, cuya unión definitiva se realizó a través de esta extensa zona verde. Hoy se encuentra jalonado de esculturas modernas y de quioscos de música, así como de escaleras para descender al río.

El parque está poblado por un buen número de diferentes especies de árboles, arbustos y aves. Por su gran presencia, destacan los ciruelos, arces blancos, cipreses, enebros, castaños de indias, olmos, encinas, hayas y glicinia, entre otras especies. Entre las aves, es común la presencia en el parque de currucas capirotadas, de golondrinas zapadoras, de verderones comunes y aguzanieves.

Puentes
Puente de San Marcos sobre el río Bernesga.

Puente de San Marcos.

Puente de San Marcos
Puente de la Estación, también conocido como de Los Leones sobre el río Bernesga.

Puente de la Estación.
Pasarela atirantada sobre el río Bernesga.

Pasarela atirantada sobre río Bernesga.
Puente de Carlos III o de Puente Castro sobre el río Torío.

Puente de Puente Castro
Escultura

Guzmán el Bueno, en el centro de la Plaza del mismo nombre.

La Negrilla, en la Plaza de Santo Domingo.

Neptuno, en el Jardín de San Francisco.

León, ciudad bimilenaria, en la Plaza de San Marcelo
La escultura en León está protagonizada por obras que representan a ilustres personajes, a eventos y a la propia esencia de la ciudad a los que se les ha recordado de esta manera. Así, en el año 1789 se instaló la escultura de Neptuno, inicialmente en la plaza de la catedral, trasladándose a la Plaza mayor y más tarde al jardín de San Francisco, donde permanece actualmente.104​ En la misma fecha se inaugura la fuente del mercado, en la Plaza del Grano. Guzmán el Bueno cuenta también con su propia escultura, presidiendo la plaza homónima, instalada en 1900, recibió numerosas críticas en su día, llegando a ser con el paso del tiempo una de las esculturas más emblemáticas de la ciudad. El escultor Julio del Campo, oriundo de la provincia, posee su propia escultura en el ensanche, inaugurada en 1917, también en el ensanche, se encuentra la escultura de la Inmaculada, inaugurada en los años 50.

Otra escultura de gran relevancia es La vieja negrilla, llegó por primera vez a la plaza de Santo Domingo en diciembre de 1997, donde permaneció diez años, hasta que un conductor ebrio se empotró contra ella en 2007. Amancio González modeló entonces la figura de nuevo y, gracias al patrocinio de Renfe, la nueva 'negrilla' se volvió a colocar en el mismo lugar en 2009. Con una diferencia: la segunda vez se hizo en bronce –la anterior era de hormigón–, "para que los niños pudieran subirse a ella y jugar, como hacía yo de pequeño con la vieja negrilla de mi pueblo", recuerda Amancio.

Son destacables también los cuatro leones, que adornan el puente de los leones, anteriormente del ferrocarril, instaladas en 1967, obra del autor Víctor de los Ríos y lejos de allí el Don Quijote en Sierra Morena, en la universidad, instalada en 1964 inicialmente en el Alto del Portillo por un encargo de Caja León y trasladada más tarde al campus universitario.104​

Entre las nuevas esculturas, instaladas desde finales del siglo XX en nuevos barrios en zonas remodeladas, como la avenida Ordoño II, caben destacar a escala humana el monumento a la lucha leonesa, de Ángel Muñoz Alique y situado junto al Estadio Reino de León, el Peregrino sentado en el Crucero (1998), de Martín Vázquez de Acuña e instalado en la plaza de San Marcos tras su remodelación, el Homenaje al Maestro Odón Alonso, de Ángel Muñiz Alique, junto al Auditorio Ciudad de León, Antoni Gaudí sentado en un banco (1998), de José Luis Fernández y enfrente de la obra de Antoní Gaudí la Casa Botines. Otros ejemplos son Padre e Hijo (1997), en la plaza de la Regla y obra de Jesús Trapote Medina y Las Cabezadas, obra de José Luis Fernández.

https://es.wikipedia.org/wiki/Le%C3%B3n_(Espa%C3%B1a)
Antoni Gaudí Sentado En Un Banco En Compañía de Las Palomas (Antoni Gaudí Seating On a Bench With Pigeons) León, Provincia de León, ESP
Basílica de San Isidoro León, Provincia de León, ESP
Catedral de León León, Provincia de León, ESP
Iglesia de Nuestra Señora Del Mercado León, Provincia de León, ESP
Iglesia de San Marcelo León, Provincia de León, ESP
Iglesia de San Martín León, Provincia de León, ESP
Monumento León, Provincia de León, ESP
Seminario Mayor Diocesano León, Provincia de León, ESP

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta