Tempo  4 horas 3 minutos

Coordenadas 2141

Fecha de subida 26 de abril de 2019

Fecha de realización marzo 2019

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
387 m
210 m
0
3,0
6,0
12,06 km

Vista 359 veces, descargada 37 veces

preto de Cornide, Galicia (España)

En esta ruta por tierras de Teo realizada sobre la oficial "Ruta dos petróglifos de Teo - PR-G 238" vamos a ir en busca de algunos de Los Petroglifos que por allí tanto abundan.

Dimos comienzo a la búsqueda en Cornide al pie de “A Capela Dos Milagres” y El Cruceiro allí presentes. Una senda lisa y llana hace fácil el inicio.
En seguida divisamos un solitario molino, que no figura en la senda oficial, y allá que nos acercamos.

Muy próximo, El Molino de Cornide siente el beso de las aguas del Río Angueira al igual que las losas de un antiguo lavadero.

Recientes pasarelas de madera y rústicos pontones facilitan el paso del caminante que poco a poco se va adentrando en el boscoso paraje en donde predomina arbolado de ribera, helechos y otras especies.

Y allí en pleno bosque sale al encuentro la solitaria figura del “Muiño das Picariñas”. Traviesas enredaderas y helechos juegan ahora a subirse por sus ruinosas paredes, mientras el río pasa susurrando un cantar.

Los llamados “Petroglifos do Río Angueira” protagonizan nuestro primer encuentro con la obra artística de nuestros ancestros.

Prosigue su paseo el caminante, a veces por caminos pedregosos en donde destacaba el verde y el amarillo de la flor de tojo. Accedemos así al Petroglifo do Outeiro do Corno 3 en la ruta oficial pero que nosotros visitamos antes evitando así repetir un tramo del sendero.

Altos pinos y también eucaliptos destacando su figura sobre el azul del cielo son testigos privilegiados de nuestro paso. El camino va serpeando por el terreno y parece querer llevarnos a coger el blanco algodón de las alturas.

Visitamos también la zona de Petroglifo do Fondao, da Pena Bicuda de Loureiro, de Outeiro Piquiño y Petroglifo do Trono da Raíña desde donde se obtienen bonitas panorámicas de las tierras limítrofes.

En sus inmediaciones un bosque de pinos rompe un poco la monotonía vegetal antes de conocer El Petroglifo de Pena Bicuda de Regoufe.

Continúa el senderista su periplo con alguna empinada cuesta adornada por el telón azul y blanco de las alturas todo para arribar al enclave en donde se encuentra El Petroglifo do Meau.

Los últimos petroglifos que nos topamos, en nuestra variante del recorrido oficial, están en la zona de Outeiro do Corno 1 y 2.

Estrechas sendas rodeadas de árboles de altos troncos y desnudas ramas nos van conduciendo de nuevo a orillas del Angueira. Allí, en la espesura, todavía nos esperaba la sorpresa del Molino da Bouza besadas sus paredes por las aguas del regato.

Y poco a poco, llaneando y siguiendo las curvas del camino los senderistas van llegando al final de la ruta. Una ruta con indudable sabor a agua, piedra, arte e historia.

Reseñar que es una ruta fácil y que los caminos y sendas en el momento de su realización estaban en perfectas condiciones para la práctica del senderismo.
Los petroglifos se encuentran señalizados aunque algunos no se distinguen claramente.

2 comentarios

  • Foto de paraisa

    paraisa 15-jun-2019

    A nova sinalización dos petróglifos cos calcos sobre fotogrametría (Colectivo A Rula e Árbore) facilitan a súa rápida localización e interpretación. Recoméndase a súa visita ó solpor para garantir unha mellor visibilidade dos gravados.

  • Foto de JMSobral

    JMSobral 10-jul-2019

    He realizado esta ruta  ver detalle

    Conocer el pasado.

Si quieres, puedes o esta ruta